20 / 08 / 2018

Archivo Loja, Ecuador

“Botella al Mar”: Política cultural

Valora este artículo
(0 votos)

Una política cultural no se ha implementado aún en el Ecuador, aún el Ministerio de Cultura no ha podido desarrollar esa ruta cultural que todos soñamos con la nueva Constitución. Muy particularmente los lojanos hemos desarrollado un rasgo de identidad cultural a través de la lojanidad, un sello que nos distingue y nos posesiona en el contexto nacional e internacional.

No obstante a este rasgo muy particular de los lojanos, la política, en nuestra provincia, se ha reducido al insulto, la diatriba y la descalificación a todo ciudadano que intente cambiar este sistema concentrador de poder… que beneficia a los mismos de siempre o a sus mafias electoreras. Muestra de aquello, es la implementación de tiendas partidistas por lapso de la campaña electoral, solo ahí, en esa época electorera se acuerdan de implementar una central de partidos.

La política como manifestación sociológica para buscar soluciones a la mendicidad, al desempleo, a las condiciones precarias de vida o la erradicación del analfabetismo, han sido palabras al viento que se reciclan en cada evento electoral. La formación y el adoctrinamiento político serio no ha existido, la militancia política se reduce a cumplir órdenes del caudillo para pintarrajear las paredes o colocar suntuarias gigantografías que dan cuenta de su nueva participación electorera.

Si los partidos son la esencia de la democracia, entonces vivimos una democracia de papel, de pintura, de afiches y de imagen; además, de la  demagogia que, a través del discurso fogoso pero sin sustento, compran la conciencia y el voto popular, pues a la vuelta de la esquina todo será una mentira y sus promesas serán incumplidas, incluso, el ofrecimiento de puestos burocráticos para los lacayos y lugartenientes que, también son irrespetados, pues en la realidad, no hay cama para tanto oportunista.

Hablar de la unidad de los lojanos para culturizar la política… es una quimera que se confunde en las aguas del olvido, la ambición y el egoísmo de los mismos de siempre, el trabajo por erradicar este sistema vergonzoso de oportunistas y falsos populistas, debe ser de todos los días. Terminar el proceso de trabajar exclusivamente para satisfacer la ambición politiquera del señor feudal que gobierna el huasipungo y promover una verdadera escuela de formación política.

El progreso de Loja, dependerá en gran medida, de la decisión firme de los lojanos por erradicar este canibalismo politiquero cuyo único resultado ha sido la ambición del poder y la actitud morbosa por perpetuarse en el mismo. Los procesos eleccionarios no son el fin de la actividad política, sino el escenario donde los políticos debidamente formados, debatan las propuestas y los proyectos que darán solución a los problemas populares; para que esto suceda les deseamos: …buen viento… y buena mar.(O).

 

Modificado por última vez en Agosto 09 2018
Inicia sesión para enviar comentarios
Escrito por
Al caminante y al peregrino
La rutina se interrumpe cuando llega la tragedia, el tradicional movimiento de la parroquia El Cisne cambió radicalmente, el ir…
La literatura como reflexión de la historia
Existen numerosas posiciones respecto de la función que cumple el arte en la vida cotidiana de la gente y en…
Escrito por
¡Las vacaciones!
Si hay algo que verdaderamente alegra el espíritu de la ju­ventud estudiosa, son las etapas vacacionales establecidas por el Ministerio…
Los quipus de la historia andina
Antes que la región andina sea colonizada e incluso antes que nazca para los occidentales el nuevo continente, la civilización…
Pensar antes de hablar: los tres tamices de Sócrates
La historia de la filosofía registra que en la antigua Grecia, Sócrates tenía una gran reputación de sabiduría. Un día…

Últimos Tweets

 

 

Noticias por día

« Agosto 2018 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    

Edición digital